En la siguiente comparativa se analizan los costes de adquisición y mantenimiento de diferentes tipos de vehículos respecto del uso de transporte urbano.

Se han supuesto dos tipos de utilización, recorridos de 15 km diarios y de 30 km diarios. Como referencia 15 km corresponde a los siguientes recorridos:

  • Barcelona: es un recorrido de ida y vuelta entre Montjuic y el edificio de Telefónica (7.5 km x 2)
  • Madrid: es un recorrido de ida y vuelta entre Atocha y las torres de la antigua ciudad deportiva del Real Madrid (7.5 km x 2)
  • Sevilla: es un recorrido de ida y vuelta entre el puente de Quinto Centenario y la iglesia de la Macarena (7.5 km x 2)

Se han hecho dos análisis, durante los primeros cuatro años, donde se han amortizado los costes de adquisición de motos y bicis y de cuatro a ocho años, donde se ha terminado de amortizar el coste de adquisición del coche.

En la siguiente tabla se muestran los resultados del análisis.

Costes de utilización de los diferentes medios de transporte durante ocho años

 

TIPO DE VEHÍCULO 15KM DÍA 30KM DÍA
MOTO 5.124€ 6.572€
MOTO ELÉCTRICA 5.960€ 6.160€
METRO-AUTOBÚS 13.840€ 15.320€
BICI ELÉCTRICA 4.480€ 5.792€
KIT ELÉCTRICO 1.088€ 1.136€

De la comparativa se evidencia la ventaja de las bicis eléctricas y de los kits para electrificar bicis frente a los demás medios de transporte urbano. El medio de transporte con menos gastos es una bici electrificada con un kit, siendo la mejor opción desde el primer momento hasta el año ocho.

A partir del cuarto año, los costes se limitarían al gasto de electricidad en las recargas y el seguro obligatorio y de circulación.

Aparte de este ahorro en costes, la diferencia en tiempos de realización de trayectos es casi inexistente. La velocidad media del Metro de Madrid es 17 km/h, siendo la velocidad media del transporte en superficie 24 km/h. Por otro lado la velocidad en superficie del transporte en Barcelona es 22 km/h. Una persona sin una preparación especial puede hacer sin esfuerzo medias de 18 km/h con una bici eléctrica (de fábrica o con un kit). Por tanto la diferencia máxima en un trayecto de 7.5 km es 6 minutos.

Si a esto le añadimos la ventaja de poder trasladar la bici en el metro o tren y la posibilidad de incluso meter una bici plegada en el ascensor para llevarla al puesto de trabajo, nos da como resultado que la bici electrificada es un medio de transporte ideal para la ciudad, respetuoso con el medio ambiente, barato y como efecto secundario, haremos un poco de ejercicio a diario, que dado el ritmo de vida actual nos vendrá estupendamente.